Portátil para edición de vídeo

Hay muchas personas que por temas de trabajo tienen que dedicar muchas horas a la edición de vídeo. Para una tarea como esta, necesitamos un ordenador portátil que cumpla una serie de requisitos, así que aquí te ayudaremos a elegir el mejor portátil para editar vídeos.

A continuación os presentamos algunos modelos de portátil para edición de vídeo que pueden ser de vuestro interés y poder cumplir mejor con esta tarea en todo momento:

Comparativas de portátiles para edición de vídeo

Los mejores portátiles para editar vídeos

Apple MacBook Pro

Los MacBook Pro han sido históricamente los mejores portátiles para edición de vídeo. Este modelo tiene una pantalla de 16 pulgadas de tamaño. Se trata de una pantalla Retina, que cuenta además con tecnología True Tone. Para el procesador se hace uso de un Intel Core i7 de seis núcleos de novena generación. Llega junto a una gráfica Radeon Pro 5300M con 4 GB de memoria de vídeo y Gráficos Intel UHD Graphics 630.

Este portátil usa un almacenamiento en forma de SSD, de modo que tenemos una gran velocidad en cuanto a funcionamiento. Tiene una capacidad de 512 GB. El portátil tiene además cuatro puertos thunderbolt 3 (USB-C), que nos permiten conectar otros dispositivos o periféricos de manera sencilla en el mismo. Además, tiene Touch Bar y Touch ID disponibles.

Es una de las opciones más completas y eficientes si buscamos un portátil de edición de vídeos en la actualidad. Podemos esperar un buen rendimiento y una interfaz que hace que sea muy cómodo poder editar vídeos en el mismo.

MSI Modern 14

MSI es una marca que conocemos por sus portátiles gaming, pero que tiene también modelos que podemos usar para la edición de vídeos. Este portátil tiene una pantalla de 14 pulgadas de tamaño, con resolución Full HD. En el interior del mismo nos espera un procesador Intel Core i7-1165G7. Además de contar con una RAM de 16 GB, ideal para llevar varias a tareas a cabo al mismo tiempo.

Para el almacenamiento hace uso de un SSD con una capacidad de 512 GB. La gráfica que nos encontramos en el mismo es una gráfica integrada Intel. Usa  Windows 10 Home Plus como sistema operativo. Así que no se van a tener problemas a la hora de hacer uso de este portátil de MSI.

Es una buena opción para aquellos que busquen un portátil para edición de vídeos. Tiene un procesador potente, con una buena capacidad de RAM y usa un SSD con bastante espacio de almacenamiento. Merece la pena tenerlo en cuenta.

Medion Akoya

En tercer lugar nos encontramos con este ordenador portátil de 15,6 pulgadas de tamaño. Posee además una resolución FullHD. En el interior del mismo nos encontramos con un procesador Intel Core i5-1135G7, que le dota de una buena potencia y un buen rendimiento en todo momento, perfecto para editar fotos por tanto.

El procesador llega acompañado de una RAM de 8 GB. Además, cuenta con un almacenamiento que ofrece 512 GB de SSD, una combinación ideal en este campo, porque da mucho espacio y tenemos además un funcionamiento rápido y fluido en todo momento. La gráfica que usa es una Intel Iris Xe.

Se presenta como un portátil para edición de vídeo barato pero de lo más completo e interesante. Buena pantalla, procesador potente y una buena combinación de almacenamiento, que hacen que sea una opción de interés en este segmento de mercado.

Lenovo YOGA c920

Lenovo es la marca de portátiles más vendida a nivel mundial y poseen una gama amplia, donde tenemos modelos de interés. En este caso nos encontramos con este portátil, con una pantalla de 13,9 pulgadas de tamaño, con resolución 4K. Se trata de un convertible, que podemos doblar de una forma y usar su pantalla táctil si nos resulta más cómodo.

En su interior nos encontramos con un procesador Intel Core I7-8550U, que llega acompañado de una RAM de 8GB. Además, cuenta con un almacenamiento de 512GB en forma de SSD. Llega con una gráfica Intel UHD Graphics. Mientras que usa Windows 10 como su sistema operativo en este caso.

Es un portátil para editar vídeos más simple, pero que cumple muy bien con este tipo de tareas. Así que sino tienes que editar vídeos de forma profesional, pero es algo que haces con cierta frecuencia, es una buena opción a tener en cuenta en este sentido.

Tipos de portátiles para edición de vídeo 

Para los que buscan un buen equipo portátil para la edición de vídeo, pueden optar por alguno de estos grupos de portátiles, según las necesidades de cada uno: 

Baratos

Existen muchas marcas y modelos de portátiles baratos que pueden servir para edición de vídeo, al menos para los que se dedican a este técnica de forma más eventual o como aficionados. Estos equipos podrían tener rangos de precios comprendidos entre los 400 y los 600€, con un hardware algo más modesto, como los Acer Aspire 5 y Swift 3, ASUS VivoBook, o los Lenovo IdeaPad Flex 5, entre otros. 

Para que sea un buen equipo para esta tarea, no debes caer en algunos errores típicos de algunos que piensan que lo más importante es la CPU. Durante los procesos de trabajo con el software de edición de vídeo y la codificación, lo que más trabaja es la CPU, por lo que deberías pensar mejor en una CPU potente, como un AMD Ryzen 5 o Intel Core i5 o superiores. También es importante contar con 8-16GB de RAM, una pantalla de mayor tamaño y buena resolución (≥15.6” y FullHD), y un SSD (mejor si es de gran capacidad, ya que el vídeo, especialmente si es de mayor resolución y calidad, ocupará un gran espacio) que no incrementará la velocidad de la codificación, pero sí aportará mayor agilidad. 

Para edición de vídeo 4K

En caso de querer un portátil para la edición de vídeo 4K, necesitarás un portátil con unas características algo más concretas y mayor rendimiento que los anteriores. Estos equipos, para que ofrezcan un rendimiento decente, necesitan ser de 800 a 1000€ aproximadamente, y puedes optar por equipos gaming que se adaptan fantásticamente a los requisitos requeridos. Por ejemplo, como los Dell G5, Lenovo Legion, ASUS ROG, MSI GL, HP EliteBook, etc. 

Evidentemente, para poder editar vídeo 4K, necesitarás una GPU que soporte dicha resolución y un panel 4K para poder ver los resultados. Por lo demás, las características del equipo pueden ser similares a las descritas en el apartado de los equipos baratos…

Para edición de vídeo profesional

Para uso profesional, puedes adquirir un equipo portátil de 1000€ en adelante, con un rendimiento notable que te permita realizar tu trabajo con la mayor eficiencia e incluso que sea un bien de inversión duradero para tu empresa, sin que se quede anticuado a las primeras de cambio y pueda soportar incluso el software de edición de nueva generación. 

En estos casos, también podrían servir algunos modelos para gaming que se adaptan bien a estas características. Aunque los equipos más recomendados pueden ser los Dell XPS y G5, el MacBook Pro de 16”, Alienware Area-51, Microsoft Surface Book 2, HP Spectre x360 y el ZBook, Lenovo ThinkPad X1, ASUS ZenBook, MSI, etc. Todos ellos con paneles de mucha calidad, potentes CPUs, GPUs dedicadas de alto rendimiento, y magnífica capacidad de la memoria RAM y SSD. 

Para editar vídeos de GoPro

Para la edición de vídeos de la GoPro no es necesario una inversión tan grande como los equipos para profesionales, pero sí que debería tener una serie de características necesarias. Esto comienza por un portátil con una buena pantalla con alta resolución, potente CPU, y gran capacidad RAM y SSD. 

Algunas ideas de equipos que pueden respetar estas características podrían ir desde los modelos de Dell XPS, pasando por los HP Envy y Zbook, los Acer Predator Helios, Lenovo ThinkPad, y un largo etc. 

Características que debe tener el mejor portátil para editar vídeos

Si tenemos pensado comprar un portátil para editar vídeos, es importante prestar atención a una serie de aspectos en el mismo. De esta manera, sabemos que vamos a comprar algo de calidad y que va a rendir en todo momento de manera apropiada para la tarea para la que lo necesitamos. Estos son los aspectos a los que prestar atención.

Procesador

Portátil potente para editar vídeos de youtube

El procesador es algo esencial, que necesitamos sea potente. Para ello, nos fijamos en el modelo concreto, su velocidad de reloj y el número de hilos de ejecución. Estos datos nos permiten saber si nos encontramos ante un procesador que nos va a dar el rendimiento apropiado para la edición de vídeos.

La mayoría de portátiles en este segmento cuentan con Intel Core i5 o un portátil con Core i7. También podemos buscar modelos con chips de gamas AMD Ryzen 5 y AMD Ryzen 7, que también darán un estupendo rendimiento en este caso. Como hemos dicho, también la velocidad es algo importante o las características de los microprocesadores.

Gráfica

Las tarjetas gráficas de NVIDIA son las más habituales en el mercado, salvo en los portátiles de Apple. Aunque en el caso de un portátil para edición de vídeos, nos puede interesar más una tarjeta gráfica dedicada, que dispone de su propio procesador y memoria y nos permiten una mejor gestión del trabajo en este tipo de situaciones concretas.

Si buscamos nombres concretos en estas gamas, opciones como las NVIDIA Quadro o GeForce GTX, AMD FirePro o Radeon son una buena opción a considerar. Van a dar el rendimiento deseado, permitiendo que usemos aplicaciones de edición de vídeo sin problema alguno, además de poder ejecutar varias al mismo tiempo de manera sencilla.

RAM

La RAM se presenta como algo esencial en este caso, en el que debemos ser exigentes. Ya que lo habitual en estos casos es que vayamos a trabajar con varias aplicaciones al mismo tiempo o con ficheros de gran tamaño. De modo que necesitamos una RAM con la suficiente capacidad para que esto sea posible sin que el funcionamiento del portátil sea más lento.

16 GB sería el mínimo en este caso, considerando que muchos de estos programas de edición de vídeo o fotos devoran RAM en el portátil. Aunque si trabajas con vídeos en 4K, es incluso probable que tengas que subir a un modelo con 32 GB. La opción más interesante es en todo momento tener un portátil para editar vídeos que te permita ampliar dicha RAM. Así, en el caso de que sea necesario, podrás hacerlo sin problema alguno y evitar problemas en el rendimiento.

Disco Duro

Este es un tema muy complejo para muchos usuarios. Lo normal es que estas aplicaciones acaben ocupando mucho espacio o que los ficheros con los que trabajamos sean pesados. Así que necesitamos tener suficiente espacio de almacenamiento en el disco duro. Por otro lado, también necesitamos que el funcionamiento sea rápido y fluido. De modo que es el debate habitual en estos casos aunque nosotros te recomendamos que apuestes por un portátil con SSD y mucha capacidad.

Pero si el presupuesto es un problema, lo mejor es buscar la combinación SSD y HDD en este portátil para editar vídeos. Nos va a dar lo mejor de cada uno de ellos, permitiendo que tengamos un buen rendimiento, con una experiencia de uso fluida, pero sin tener que preocuparnos en ningún momento del espacio de almacenamiento que hay disponible en el portátil en dicho momento.

De esta manera, usaremos el SSD para el sistema operativo y las aplicaciones, donde obtenemos una experiencia de uso fluida y todo funciona mejor. Mientras que el HDD lo usamos para almacenar todos los archivos y ficheros con los que trabajemos en estas aplicaciones. La combinación es la mejor en este caso, permitiendo exprimir al máximo este portátil para la edición de vídeos.

Pantalla (tamaño y resolución)

portátil barato para edición de vídeos

Uno de los componentes más importantes en este tipo de portátiles de edición de vídeos. Es complicado encontrar algo que sea perfecto, en cuanto a tamaño, resolución o colores. Esto es algo que lleva a que muchos usuarios compren un monitor externo, que es donde se trabaja, en lugar de la pantalla del portátil en cuestión.

El tamaño depende de cada portátil, aunque mínimo un portátil de 15,6 pulgadas, para trabajar con cierta comodidad. Una pantalla más grande es ideal, sin duda, que permitirá ver los detalles mejor a la hora de trabajar con el portátil. La resolución también es algo de gran importancia en este caso, ya que necesitamos trabajar de buena manera. Soporte para resolución 4K es básico en este caso.

Aunque la resolución que soporte dependerá de la gráfica que tenga este portátil. De modo que una gráfica más potente y de mayor calidad nos va a permitir un mejor rendimiento y un soporte a una mayor resolución. Así que debemos tener esto en cuenta cuando estemos eligiendo un nuevo modelo en este caso.

Si vas a comprar un monitor externo, el tamaño dependerá de lo que te parezca cómodo. Monitores a partir de 24 pulgadas pueden ser ideales para la edición de vídeo y fotos. Como mínimo deberían tener una resolución QHD (2.560 x 1.440 puntos).

Sonido

La edición de vídeo no se entiende sin un sonido de calidad. En este caso, podemos ver que cada marca de ordenadores apuesta por algo diferente, ya sea en cuanto a sistemas o en el software. De manera que es algo complicado de comparar. Lo que nos importa en este caso es que el sonido sea bueno en todo momento, también si usamos auriculares.

Un sonido nítido, que permita escuchar todo con detalle y que nos haga trabajar mucho más fácil en este sentido, cuando tengamos que editar vídeos en el portátil. Se pueden leer comentarios de compradores, para ver si es algo en lo que dicho portátil cumple o no de forma correcta.

Autonomía

MacBook Pro para edicion de video

Un aspecto que siempre consultamos al comprar un portátil es la batería. En el caso de un portátil para edición de vídeos, hay varios aspectos a considerar. No solo el tamaño o capacidad de la batería es un detalle que nos interesa. Si bien es un detalle de importancia, la combinación con el procesador es algo que nos dice si ofrecerá o no una buena autonomía.

Los procesadores más potentes y recientes suelen tener mejoras que permiten un mejor rendimiento, y un consumo menor de energía. Así que permiten aprovechar una batería que es más pequeña, proporcionando una buena autonomía. Este tipo de detalles influyen mucho, además de leer sobre las opiniones de personas que lo hayan comprado y usado, que pueden dar datos fiables.

Portabilidad

Es habitual que algunos de los portátiles en este segmento de mercado sean grandes o tengan un peso superior al de un portátil medio. Esto es algo que limita de manera notable la posibilidad de llevarlo contigo a todas partes. Es bueno consultar este tipo de aspectos, sobre todo el peso que tiene, si tienes la necesidad de llevarlo siempre contigo.

Por suerte, han ido surgiendo portátiles más finos y menos pesados, sin renunciar a prestaciones. Aunque esto es algo clave, no se debe renunciar a rendimiento o prestaciones porque el portátil sea más ligero, ya que es algo con lo que vamos a salir perdiendo.

Puertos y conectividad

Puertos de portátil para editar vídeos

No podemos olvidarnos de la cantidad de puertos en dicho portátil. Un elemento importante, ya que seguramente vayamos a tener que conectar varios periféricos o algún monitor adicional. Así que es importante contar con la cantidad de entradas suficientes para ello, para que nos permitan trabajar en todo momento.

En las especificaciones podemos encontrar siempre todo al respecto, sobre los puertos que tiene dicho portátil para editar vídeos. De manera que sabemos de antemano lo que podemos esperar y así elegir uno que se ajuste a lo que busquemos en base de ello. En estos casos, mejor que sobren puertos a que falten.

Cuánto te va a costar un portátil para edición de vídeo si editas en:

Una de las grandes dudas para muchos usuarios es cuánto va a costar un portátil para edición de vídeo. Hay diferencias notables en cuanto a precio en función del segmento en el que busquemos dicho ordenador. Por eso, depende en gran parte de la resolución en la que vayas a editar:

  • HD: Son los modelos más baratos en el segmento de los portátiles para edición de vídeo. En este caso, puedes encontrar muchas opciones por menos de 1.000 euros de precio. Entre 600 y 900 euros hay bastantes modelos que se ajustan a lo que se busca en este sentido.
  • FULL HD: Un escalón por encima, que es posiblemente el segmento más amplio si estás buscando un portátil para edición de vídeo. Los precios pueden variar entre 1.000 y 1.500 euros en muchos casos. Lo normal es tener que pagar alrededor de 1.300 euros por un buen portátil en este caso.
  • Portátiles 4K: Los modelos más caros, si bien poco a poco los precios en este segmento van bajando, que es lo que muchos esperan. Es fácil tener que pagar alrededor de 1.500 euros en adelante por un portátil para edición de vídeos en 4K.

¿Un MacBook Pro es mejor para editar vídeos y fotos?

Seguro que en más de una ocasión habéis escuchado que un MacBook Pro es la mejor opción que existe en el mercado para editar vídeos y fotos. En gran parte es algo cierto, ya que los portátiles de Apple se presentan como una herramienta perfecta para creadores de contenido, con su interfaz y gracias a las funciones que presentan.

Con el paso del tiempo han ido surgiendo muchos competidores en Windows, que proporcionan un buen rendimiento y son buenas opciones para editar vídeos y fotos. Por lo que si prefieres usar Windows 10, porque te resulta más cómodo, hay grandes opciones en este segmento de mercado.

Los MacBook Pro siguen siendo una de las opciones más completas y mejor diseñadas para estas tareas. Son potentes, con una buena pantalla y una interfaz que ayuda a estas tareas, además de ser ligeros, lo que sin duda facilita de manera clara su uso en todo tipo de situaciones diferentes.

Si has llegado hasta aquí es que aún no lo tienes muy claro

¿Cuánto te quieres gastar?:

400€

*Mueve el slider para variar el precio

Deja un comentario

*

*

  1. Responsable de los datos: AB Internet
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.